lunes, 28 de marzo de 2011

Vivir Enamorados


El enamoramiento data desde la creación de la humanidad, y  todos sabemos el significado de “estar enamorado”, en ocasiones se nos confunde con ilusión y en otros casos el enamoramiento  es tan fuerte que se convierte en amor eterno. 

Que sabroso es sentir ese cosquilleo en el estomago, que impactante es reconocernos que pasamos horas tras horas pensando  en ese ser tan especial, que rápido pasa el tiempo cuando  estamos a su lado, cuantos riesgos tomamos para estar y permanecer juntos;  es que cuando  estamos enamorados nos sentimos realmente vivos. 

 Cuando estamos en “estado  de enamoramiento” las cosas a nuestro  alrededor cambian;  todo parece que nos sonriera, la gente menos afable la ignoramos sin hacernos de eso un conflicto, los problemas tienen soluciones más sencillas, la pasión se incrementa, la sensibilidad se despierta, la imaginación y la creatividad se ponen de manifiesto; en definitiva nos entregamos de forma absoluta haciendo lo que nos corresponde de la mejor forma posible, actuando, aprendiendo, sintiendo, manifestando, queriendo, amando, solo porque estamos enamorados. 

Hoy los tiempos exigen que vivamos enamorados de cada cosa que hacemos, de nuestro empleo, de nuestra organización, de nuestro hogar,  de nuestra pareja, de nuestros hijos, de nuestro planeta, de nuestra ciudad, de la profesión que ejercemos, de toda actividad en la que participemos. 

Quienes hacen los grandes cambios en las organizaciones y en el mundo, no son aquellos que hacen las porque “hay que hacerlas”, son los que a cada cosa que hacen le entregan el corazón sin medida, se enamoran y ponen todos los elementos que se destacan cuando  se está enamorado. 

Tu vida y la mía está diseñada para estar enamorados todo  el  tiempo, nacimos para dar lo mejor y poner toda nuestra energía en aquello que deseamos para nosotros y para los otros; el  enamorarse de la vida y crear nuestras propias circunstancias, es la mejor forma de generar cambios duraderos, con la conciencia de saber que nuestros ideales y proyectos son valerosos para mí y para otros. 

Y que mejor frase para cerrar que aquella del poeta Mario Benedetti que dice: Y para estar total, completa, absolutamente enamorado, hay que tener plena conciencia de que uno también es querido, que uno también inspira amor.”


Amancio E. Ojeda Saavedra 
amancio@alianzas.com.ve
Twitter: @amanciojeda